Aparatos de peluquería para cabello fino

Las planchas alisadoras, las tenazas y los rizadores utilizan tecnologías en la superficie que pueden marcar la diferencia en la salud, el cuerpo, el brillo y la elasticidad de tu cabello fino. Con superficies de cerámica, cerámica/turmalina o titanio, muchas tenazas están diseñadas para minimizar el daño por el calor. El calor infrarrojo, los iones naturales y una superficie calentada de manera uniforme pueden proteger tu cabello fino mientras creas un peinado voluminoso.

¿Conoces la expresión brillo desde el interior? Quiere decir que emite luz o calor radiante desde una fuente proveniente del interior de una persona. "Ella brillaba como si emitiera luz desde su interior". Más allá de la belleza, pensamos que brillar desde el interior connota energía, salud y felicidad combinadas.

Una nueva expresión está surgiendo a partir de la ciencia del cuidado del cabello, y puede ser la solución para los cabellos finos y frágiles que necesitan la ayuda de un peinado con calor, pero no su potencial daño térmico: calor desde el interior.

Muchas tenazas ahora incluyen características que emiten las longitudes de ondas más largas de calor infrarrojo. Estas ondas de calor más largas penetran la capa externa de tu cabello (cutícula) y van directo al centro (córtex), calentando así rápidamente el cabello desde dentro hacia afuera.

Afortunadamente, tienes excelentes opciones para peinar con calor que le dan vida y dimensión al cabello fino y propenso a daños. Echemos un vistazo a las opciones para cabellos finos y extrafinos.

¿Por qué usar tenazas en cabello fino?

Las tenazas, los rizadores y las planchas alisadoras le dan volumen, elasticidad y una textura suave a los cabellos naturalmente débiles. También pueden controlar las ondas y los rizos que no quieres que sean parte del look que buscas.

El cabello fino necesita una breve exposición al calor para evitar daños. Este frágil tipo de cabello también necesita ayuda para capturar y mantener la hidratación, y así mantenerlo fuerte y brilloso.

Al agregar los beneficios de la ionización, la turmalina, la cerámica y el control de temperatura, la plancha se convertirá en tu amiga.

Los accesorios adecuados te permiten controlar dónde y cómo aplicar la magia y te ofrecen precisión donde más lo necesitas. Los mechones de cabello quebrado quedan disimulados en su lugar. Los rizos no deseados quedan perfectamente peinados. Las raíces planas permiten crear ondas con estilo.

Hablemos del cabello fino

El cabello fino comienza con la genética. La estructura única de tu cabello da por resultado una circunferencia relativamente pequeña en comparación con el cabello medio, grueso o crespo.

No te preocupes: el cabello fino puede ser muy sano. Su tamaño base, la composición química y los productos para peinar que se apliquen afectan la fortaleza de cada mechón. Puede requerir algo de ingenio y mucho amor y cuidado para mantener feliz a este tipo de cabello.

No quieres causar problemas mientras peinas tu cabello para lograr un look seductor. El calor puede dañar tu cabello fino:

  • Una temperatura demasiado alta causa que el cabello se queme y quiebre
  • Una temperatura demasiado baja no deja tu cabello como lo deseas
  • Si lo calientas por mucho tiempo, el cabello se seca y queda mucho más susceptible a problemas

Necesitarás una tenaza con calor que sea suave pero lo suficientemente eficaz para mantener tu peinado.

Mejores características para el cabello fino

  • Superficies de cerámica que generan calor infrarrojo
  • Superficies de cerámica/turmalina que agregan un acondicionamiento iónico natural al calor infrarrojo suave
  • Ajustes de calor bajo a medio (busca un modelo con calor variable)
  • Tamaño apropiado del tubo según el peinado que se desea
  • Ancho apropiado de la placa según el largo y el peinado deseado

Ni te acerques a estos

  • Ajustes de calor alto
  • Mantener la aplicación de calor en los mechones
  • Tubos y placas de metal sin revestimiento

Las tenazas vienen en todas las formas, tamaños, largos y anchos para hacer diferentes peinados. Combinar diferentes aparatos para satisfacer las diversas necesidades de tu cabello puede ser una excelente opción para el cabello fino. Conair tiene una variedad de tenazas con características que funcionan bien.

Tenazas

Aunque los tubos más grandes crean ondas más grandes y voluminosas, y los tubos más pequeños crean bucles y rizos más pequeños, puedes obtener excelentes resultados combinando tamaños de tubos en diferentes secciones de cabello. Esos finos mechones alrededor de tu rostro pueden necesitar un enfoque diferente al pelo más largo que va hacia atrás.

Una ventaja que tienen las tenazas en comparación con las tenazas cónicas es la pinza que sostiene el cabello. El cabello fino puede ser resbaladizo, y la pinza asegura los mechones mientras peinas. La desventaja es la posibilidad de crear rizos mientras se sujeta con la pinza. Fíjate si puedes sostener solo la punta de cada mechón en la pinza antes de enrollar el resto alrededor del tubo.

Aquí te mostramos una técnica con tenaza "sin pinza" para probar en cabello fino:

  • Agarra un mechón con los dedos
  • Enróllalo alrededor de la tenaza
  • Evita sujetar el cabello con la pinza: esto evita la creación de rizos y la compresión del mechón, lo cual puede hacer que tu cabello luzca más fino.
  • Agarrar un mechón y enrollarlo libera el cabello, lo cual permite que el rizo se expanda y por ende obtendrás un cabello más voluminoso y de apariencia más gruesa

Consejo: para evitar daño térmico, mantén la temperatura baja a media y no dejes tu cabello mucho tiempo en el tubo calentado.

Tenazas cónicas
Una tenaza cónica ofrece muchas opciones de peinados para el cabello fino. Puedes enrollar mechones en el tubo cónico para producir volumen en la parte superior y un rizo natural hacia las puntas.

Una ventaja de las tenazas es que no tienen pinzas. Puedes controlar la presión con que enrollas el cabello alrededor del tubo, y por ende controlar su proximidad al calor. Las tenazas evitan los rizos que crean las pinzas en tu cabello fino y susceptible.

Esta técnica con tenaza requiere práctica y un guante resistente al calor para evitar quemar tus dedos mientras enrollas tu cabello fino, resbaladizo y lacio alrededor del tubo.

Prueba la técnica de agarrar un mechón y enrollarlo en el tubo que aparece en la sección "Tenaza".

Planchas alisadoras

Las planchas alisadoras se usan comúnmente para hacer que el cabello fino luzca muy lacio y sedoso. El alisado causa un fabuloso efecto en los cabellos finos y las puntas abiertas.

Con un poco de práctica, también puedes usar una plancha alisadora para crear puntas hacia adentro/afuera y ondas. Creemos que uno de sus mayores beneficios es la capacidad de agregar volumen en las raíces. Las placas de las planchas alisadoras tienen un nivel en vez de una superficie cilíndrica. Crear ondas y volumen puede requerir varias pasadas y práctica.

Mantén las placas en movimiento a medida que planchas tu frágil cabello. Evita los ajustes de calor alto; usa una plancha alisadora con el calor infrarrojo más moderado que generan las placas de cerámica. Agrega turmalina a la cerámica y obtendrás el beneficio de un acondicionamiento iónico sedoso a la superficie de tu cabello.

Conair fabrica muchos tamaños de planchas alisadoras para adaptarse a tu estilo. Considera obtener planchas de diversos anchos para lograr un control más preciso y experimentar con tus peinados.

Características de las planchas para cabello fino: qué buscar

Temperatura baja para evitar daños por el calor.

Cuando la diferencia entre un cabello resplandeciente y uno dañado depende de unos cuantos grados, el ajuste de calor variable es la primera característica que debes considerar para el cabello fino. La temperatura de la plancha en cabello fino debe ser de 300 a 325°F para minimizar el daño por calor y lograr un peinado. La mayoría de las planchas tiene dos o tres ajustes de temperatura, y Conair ofrece modelos con hasta 10 opciones de ajuste de calor.

Material de la placa o el tubo para una difusión eficaz del calor

El material utilizado en la superficie de las placas o del tubo en las planchas es esencial para lograr el peinado que deseas. Entre los elementos con propiedades de difusión de calor particularmente eficaces están la cerámica y el titanio. La turmalina agregada a la superficie de cerámica aporta brillo a tu cabello. Estos compuestos minerales, incorporados en la fabricación de las planchas, son mágicos a la hora de proteger el cabello de daños.

Algunas planchas tienen placas y tubos intercambiables que les permiten tener doble función como onduladores o rizadores o hacer rizos pequeños o sueltos. Muchos otros modelos, como Curl Secret® de Conair, vienen listos para hacer peinados especiales con sus propias características exclusivas.

Independientemente de su perfil particular, una plancha debe estar fabricada con material especial para la difusión del calor que proteja tu cabello del daño térmico y te permita obtener el look que quieres.

  • Las superficies de cerámica proporcionan un calor uniforme y constante. Esto evita los "puntos calientes" o fluctuaciones en la temperatura que pueden quemar tu cabello. La cerámica genera un calor infrarrojo moderado que penetra rápidamente en el cabello, y lo calienta de afuera hacia adentro. Esto puede ayudar a evitar que la cutícula exterior sufra de daños térmicos por secado.
  • La turmalina añadida a la superficie de cerámica mejora sus propiedades al generar iones naturalmente, lo cual da por resultado un cabello extremadamente suave. La turmalina es una piedra semipreciosa, pero su real valor radica en el acondicionamiento iónico que ayuda a suavizar la superficie del cabello.
  • El titanio es un metal ligero más resistente que el acero. Las placas de titanio son suaves y estables a altas temperaturas, lo que las hace una buena opción para el cabello fino tratado con queratina. El truco para obtener un cabello fino con apariencia saludable es mantener las planchas de titanio a temperaturas más bajas.

Tamaño del tubo para controlar tu look.

La circunferencia de los tubos redondos de las tenazas y las tenazas cónicas pueden ser de ½ pulgada (tipo lápiz) hasta de un gran diámetro de pulgada y media. Todos estos tamaños son adecuados para el cabello fino, y deben seleccionarse según el look que se quiere lograr.

  • Tubo de ¾ de pulgada. Un buen tamaño para usar en cabello fino que por lo general no fija los rizos. Creará rizos pequeños que se sueltan para darles una apariencia elástica durante todo el día.
  • Tubo de 1 pulgada. Este tipo de tubo puede ofrecerte ondas playeras al instante si tu cabello fino mantiene los rizos. Experimenta con productos de fijación de peinado para descubrir la mejor manera de mantener tus ondas finas listas para la playa.

Ancho de las placas para un control preciso.

La mayoría de las planchas alisadoras vienen con placas de 1 a 2 pulgadas de ancho para alisar cabello fino de cualquier largo. Incluso puedes encontrar de ½ pulgada de ancho para obtener mucha más precisión (y portabilidad).

  • Las placas angostas te permiten trabajar con secciones de cabello pequeñas. Las placas de entre ½ y 1 pulgada de ancho ofrecen control en cabello corto y fino. Este tamaño también permite dejar los cabellos rebeldes en su lugar.
  • Las placas anchas te ayudan a cubrir más cabello en menos tiempo. Las placas con superficies de entre 1 y 2 pulgadas de ancho proporcionan más cobertura y permiten peinar más rápido, pero una superficie más ancha también aumenta el riesgo de daño térmico en tu cabello y, especialmente para quienes tienen cabello fino, puede no ofrecer la precisión que requiere tu peinado.